Compartir

El Volkswagen Golf ya está en su generación 7,5. Sobre él se han realizado cambios en algunos detalles, es más digital y más conectado y, sobre todo, presenta un motor de gasolina que contribuirá aún más a olvidarnos de los propulsores alimentados por gasóleo.

El estilo de la séptima generación del Volkswagen Golf está todavía caliente. Es muy reciente y por lo tanto Volkswagen no se ha propuesto realizar muchos cambios estéticos. Paragolpes, grupos ópticos y poco más. Otro tanto sucede en su interior, que añade una nueva instrumentación digital, que ya probamos en Audi y también en Passat, con una nueva pantalla central más grande y con mucha más definición.

Cambios técnicos

En donde esta evolución 7.5 del Volkswagen Golf ha cargado las tintas es en los aspectos técnicos y mecánicos, los sistemas de seguridad y sobre todo la disponibilidad de un nuevo motor, que ha sido el elegido para la prueba que hoy realizamos.

El motor 1.5 TSI que emplea ahora el Volkswagen Golf, sustituye al anterior 1.4. Va en contra de la actual tendencia, porque sube la cilindrada en vez de disminuirla, pero mantiene sin embargo idénticos todos los parámetros y cifras de potencia y par. Su comportamiento es muy parecido, no se aprecian cambios importantes. Buen funcionamiento en baja, como todos los TSI que proporcionan excelentes valores de par y a regímenes especialmente reducidos.

El motor con sus 150 CV de potencia nos mueve con mucha agilidad. No hay más que analizar las cifras, con 8,3 segundos en llegar a 100 km/h. Los desarrollos de transmisión en esta versión dotada de cambio manual, también han demostrado su acierto en la elección y el salto entre relaciones.

Este nuevo motor forma un excelente conjunto con el bastidor, que está suficientemente ajustado para proporcionarnos un buen comportamiento, ya sea cuando elegimos una conducción eminentemente confortable, o cuando elegimos explorar los límites del motor. La sensación principal es la de conducir un vehículo muy ágil. La de controlar un vehículo de más reducidas dimensiones y en apariencia más ligero, pero manteniendo en cualquier trazado un aplomo enorme.

Los cambios modifican ligeramente su aspecto

En general los cambios realizados en este nuevo Volkswagen Golf mejoran o actualizan su aspecto, pero insistimos en que la ganancia es mínima, ya que el Golf estaba muy al día. Son sus cambios técnicos los que destacan su importancia, sobre todo también si pensamos en clave de seguridad.

Ficha Técnica

Motor

Nº Cilindros: 4 en línea

Cilindrada: 1.498 cm3

Tipo de combustible: Gasolina

Potencia: 150 CV a 5.000 rpm

Par máximo: 250 Nm a 1.500 rpm

Cambio: Manual de 6 relaciones

Neumáticos: 225/45 R 17

Carrocería

Nº de plazas: 5

Peso en vacío: — kg

Depósito de combustible: 50 litros

Largo/Ancho/Alto: 4.258/1.790/1.492  mm

Vía delantera/trasera: 1.533/1.504 mm

Distancia entre ejes: 2.620 mm

Capacidad del maletero: 380 dm3

Prestaciones

Velocidad máxima: 216 km/h

Aceleración de 0 a 100 km/h: 8,3 s

Consumos Urbano/Extraurbano/Mixto: 6,1/4,3/5,0 l/100 km

Emisiones: 114

PRECIO: 28.640  euros

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here