Compartir

Audi ha tardado muy poco tiempo en enseñar la que será el arma más deportiva de su compacto A3.
Ahora presenta su nuevo S3 
que mantiene  un aspecto muy deportivo, con un estilo de carrocería estudiado para satisfacer a los que buscan este tipo de vehículo y están dispuestos a pagar por ellos. Sin embargo, no es pura fachada, utiliza un motor de cuatro cilindros y dos litros pero lo único que
tiene en común con el anterior es su cilindrada de 1.984 cm3. Todo lo demás es totalmente
nuevo. Es también un cuatro cilindros de inyección directa y turbo, pero
aumenta la potencia, desde 265 CV a nada menos que 300 CV. 
Su aceleración
de 0 a 100 km/h es de sólo 5,1 segundos cuando va equipado con la
deportiva  caja de cambios S tronic. Consume con esta caja 6,9 litros,
con 159 gramos de CO2. Se han ahorrado 1,5 litros de consumo con relación al modelo
anterior nada menos, mucho pensando en el importante aumento de potencia.
Para mejorar la calidad de giro, el motor dispone de dos
árboles de equilibrado contrarrotantes y se ha trabajado mucho sobre el sonido
que sale por los escapes. Todo en el motor es de lo más sofisticado para conseguir
potencia, rapidez en subir de vueltas  y
suavidad de funcionamiento. El motor a pesar de esto, es 5 kg más ligero que el
anterior. 

Va unido a cajas de cambio, manual o Stronic, siempre  de 6 relaciones. La dirección con asistencia
eléctrica  también ha sido retocada y
ahora dispone de un sistema de desmultiplicación progresiva, más directa en los
extremos y menos en el centro. Uno de los elementos más modificados han sido
los frenos. El S3 monta enormes discos de 340 mm delante por supuesto ventilados
y lleva freno de mano eléctrico. Pesa 1.395 kg. 
60 kg menos que antes. Llegara en febrero con un precio de 42.800 euros.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here