Compartir

Los coches eléctricos son el futuro, pero pensamos que tienen en el coche de hidrógeno un rival que finalmente se impondrá.

Hyundai tiene en su gama de producto vehículos alimentados con todas las energías que de momento están disponibles en el mercado. Tiene coches térmicos de gasolina y diésel, híbridos, híbridos enchufables, eléctricos puros y ahora unidades alimentadas por hidrógeno.

Buenas dimensiones, excelente habitabilidad y generoso maletero

No se ha dejado nada al azar. El Nexo tiene un atractivo diseño, con aspecto de compacto clásico pero generoso en sus dimensiones, con un interior muy sencillo y futurista, uniendo además una calidad de materiales de primer nivel. Mide 4.670 mm de longitud, con un maletero de 461 litros y una habitabilidad interior más que generosa. Incorpora detalles como el selector de cambio por botones o un mando circular para controlar todos los menús del vehículo.

Pero sin duda lo más atractivo de este modelo es su tecnología. Lo más difícil de un coche de este tipo, el almacenamiento del hidrógeno, se ha solucionado a través de tres depósitos de 52,2 litros cada uno, repartidos de forma inteligente por todo el vehículo. Con ellos se suministra el hidrógeno a un propulsor de pila de combustible, un motor eléctrico en definitiva, que proporciona 163 CV con una autonomía de 660 km.  

Las cifras oficiales sitúan la aceleración de 0 a 100 km/h en 9,2 segundos. Su velocidad máxima en 169 km/h. El consumo equivalente en gasolina se situaría en los 3,9 litros. Según la marca, el rango de utilización del Nexo asegura que arrancará en treinta segundos incluso por debajo de los treinta grados bajo cero.

Otro aspecto a destacar es la incorporación en el Hyundai Nexo de un sistema autónomo que permite que el vehículo aparque o salga de la plaza de forma autónoma, sin conductor a bordo.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here