Compartir

El Volkswagen Polo es un compacto utilitario de 4,05 m de longitud que representa a la marca en un segmento muy competido. Ahora experimenta ligeras modificaciones.

El Volkswagen Polo 2021 no cambia la sexta generación salvo en pequeños detalles. Como ya vimos en el Seat Ibiza, parece que el grupo reserva para un futuro cercano los cambios más importantes en esta gama. Un aspecto a tocar, lo mismo que el Ibiza, es su grado de electrificación.

Paragolpes y tecnología led en los grupos opticos

En el caso del Volkswagen Polo cambia los paragolpes e incluye un avanzado sistema de iluminación tipo led. Esta iluminación se caracteriza por una banda luminoso bajo la calandra delantera que une los grupos ópticos de ambos lados.

En el interior del Volkswagen Polo 2021 tampoco se establecen cambios importantes. Estos afectan a la información, siendo el cuadro de instrumentos siempre digital, con una pantalla  de 8 pulgadas para el Digital Cockpit y de 10,25 para el Digital Cockpit Pro. El control de la climatización pasa ahora a la pantalla central. En vez de ser manejada por los habituales mandos circulares es mediante pantalla tactil, lo que tiene por cierto bastantes detractores.

 Las motorizaciones serán todas de gasolina con tres cilindros y 1.0 litros con 80, 95 y 110 CV, incluyendo además otro de 90 CV alimentado por gas natural. Los acabados serán Polo a secas, Life, Style, R-Line y GTI, con diferencias importantes en cuanto a acabados y a la personalidad de estos.

Los sistemas de seguridad embarcados, según versiones, destacan por ejemplo, por la presencia de un sistema de programación de velocidad activo, con función predictiva que incluye la información del tipo de carretera a través del navegador. También esta disponible el clasico de mantenimiento de carril, con función de centrado entre las líneas que lo limitan y aviso de vehículos cuando retrocedemos en un parking en batería por ejemplo.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here